llamadas-de-venta

Cómo planificar tus llamadas de venta ¡sin playback!

¿Sabes lo que diferencia a una gran Rockstar de un principiante de medio pelo? Su puesta en escena. Seguro que cada quien tiene sus preferencias, pero muchas veces, lo que te cautiva de una estrella del rock es su actuación y todo lo que la rodea, ¿no es así?

Sino, piénsalo de esta forma, ¿qué te ha ocurrido al ver a alguien hacer playback?

La actuación pierde fuerza, credibilidad y te desconecta…

Ahora que es posible que te prepares de cara a planificar tus llamadas de venta, para los próximos meses, me gustaría contarte qué pasos puedes dar tú ahora mismo para que tu performance sea inolvidable, ¡sin necesidad de playback!

 

Paso nº1: Estudia para tus llamadas de venta

No sé si mucha gente es consciente de lo que implica el trabajo de cerrar una venta… Creo que hay quien lo ha idealizado tanto, que existe la creencia extraña de que se necesita un don especial, cuando en realidad creo que todos servimos para vender.

Por lo que, si ahora mismo, mientras lees estas líneas, piensas algo como: “es cierto, las ventas no son lo mío”, amigo mío, lo que te falta es conocimiento, práctica y experiencia.

Piensa en la actuación de un rockero, ¿cómo crees que se prepara?

Calienta, duerme bien la noche de antes, se mantiene en la mejor condición física posible, cuida su voz…

Y lo más importante, tiene disciplina. No discrimina ninguna actuación, por pequeña o grande que sea, porque entiende que ha de dar su mejor versión en todo momento, para las personas que van a verle.

Con tus llamadas de ventas ocurre lo mismo. No todas las llamadas serán iguales, por lo que necesitas ser flexible y adaptarte a las circunstancias que vayan a rodear ese momento.

Por ejemplo, si vas a utilizar un teléfono, o vas a apoyarte en un servicio de videollamadas, en el que ambas partes os estaréis viendo. Obviamente, la puesta en escena es diferente y ¡tú tienes que prepararte de acuerdo a la situación!

 

Paso nº2: Créete lo que vas a decir

¿Sabías que hay cantantes que no escriben sus canciones? No son letristas, ni compositores…

Sin embargo, hacen suyas las canciones que cantan y acaban convirtiéndose en parte de ellos.

Podrías pensar que, al no haber pasado por una determinada situación, no puedes ponerte en la piel de esa otra persona que compuso la letra. Pero es un error, porque al final las canciones, al igual que ocurre con las historias, se basan en emociones universales, valores que muchos comparten.

Por eso, al igual que a ti una canción te remueve por dentro, lo mismo le ocurre al vocalista de la banda que ha de cantarla, aunque no sea suya.

Y esto nos lleva de nuevo a tus llamadas de venta…

Puede que vayas a vender tu servicio, en ese caso, hazlo con convicción. Vuelve a conectar con aquello que te llevó a crearlo y en lo que aporta a los demás.

En caso de que vayas a promocionar un servicio o producto de un tercero, como closer, o por ejemplo, a través de la afiliación, ¡experiméntalo! Tienes que adentrarte en la historia de ese producto o servicio e identificarte con él.

De lo contrario, tu discurso o presentación perderá fuerza y la pasión que necesita la persona al otro lado para entender como tú lo que tratas de que experimente.

 

Paso nº3: Practica hasta que te salga de forma natural

Vale, hagamos un paréntesis. ¿Recuerdas de qué iba todo esto? De vender.

Por lo tanto, implica de pasión, de ayuda, de servicio, de ilusión y energía…

¡No puedes parecer el presentador del telediario!

Por todos es sabido que los presentadores se apoyan en el teleprompter, ¿verdad? Bueno, las Rockstar, cuando se enfrentan al directo, no cuentan con nada de esto.

Tú puedes apoyarte en un pequeño guión, o ciertas ideas escritas en un papel, no sé, pero a la hora de la verdad, no te puedes apegar tanto a él que pierdas naturalidad.

De lo contrario, transmitirás rigidez, posiblemente lejanía y cierto nerviosismo si pierdes el hilo de tu guión.

Por eso, cuando planifiques tus llamadas de venta, es fundamental que practiques, ¡aunque sea en la ducha! Mientras te funcione, todo vale.

 

Paso nº4: Crea el mejor espectáculo posible

Ya sea un gran concierto o un acústico más íntimo, la idea de cualquier Rockstar es que la experiencia para su público sea lo más placentera posible.

Que se sientan cómodos, que disfruten, que se vuelvan locos y salten, canten, o sencillamente que se emocionen y se les escapen las lágrimas.

Cualquiera de todas estas ideas, también se pueden aplicar a tus llamadas de venta, ¡y lo sabes!

Bueno, tampoco es necesario que nadie llore, pero sí pensar en crear un espacio tan agradable, tan cómodo, que la persona se permita abrir sus emociones y expresarse con libertad.

No sólo esto, sino que tu misión es que la relación que se establezca sea sincera, honesta y, por supuesto, que ambos sintáis que es beneficiosa.

Por eso, en este sentido, es fundamental que trates de conocer a la persona con la que hablarás, que investigues sus gustos, sus circunstancias, que sepas qué le gusta y qué no para hacerla sentir bien y que se abra a la experiencia y pueda disfrutarla.

Por ejemplo, hacer un recordatorio de la llamada y decirle a la otra persona que tienes ganas de hablar con ella y ayudarla, es una acción ínfima pero que la predispone y crea un ambiente más distendido y amable.

Piensa en pequeños gestos como estos y ¡comprueba su poder!

 

Extra: Dalo todo en el directo

No pinches en el último minuto. Si has hecho los ‘deberes’ hasta aquí, tendrás todo bajo control y por tanto, ni los medios técnicos, ni los nervios te jugarán una mala pasada, o al menos, sabrás cómo reaccionar ante cualquier imprevisto.

Puede sonar absurdo, pero que actúes con calma, pase lo que pase en tu llamada, demuestra seguridad y transmite confianza.

Así que, calma tu mente. Las llamadas de venta no son el espacio o momento para dejar volar tu diálogo interno y evaluar cómo lo estás haciendo.

Ni para repasar errores que hayas podido cometer en bucle.

Ni para que trates de repasar los próximos pasos que darás o por dónde vas a conducir la llamada.

Las llamadas están para que te centres en la otra persona y cómo puedes ayudarle a resolver su situación.

Por lo que, si te sirve crear tu propio ritual antes de una llamada, para entrar en el mood de Rockstar, ¡empieza a hacerlo ahora mismo!

Ya sabes, música, ejercicios vocales, gárgaras, comer algo, hacer algún ejercicio de activación…

Prueba y ¡diviértete en el proceso!

 

Ahora ya puedes comenzar a planificar tus llamadas de venta, con seguridad, de forma coherente y ¡sin necesidad de playback!

Si sigues estos pasos, dejarás de fingir que sabes lo que haces, que te sientes bien haciéndolo y pasarás a experimentarlo de verdad.

Recuerda que, además, si quieres descubrir el método ROCKSTAR para tener un sistema de venta que te permita lanzar tus programas high-ticket, obtener ingresos recurrentes y vivir muy bien de tu negocio, el próximo día 8 de enero, impartiré una Masterclass gratuita a la que puedes unirte ahora desde aquí.

¡Preparados para que comience el show!

descarga mi ebook y aprende a romper con

las objeciones de clientes

 las objeciones de tus clientes

Apúntate al training gratuito

Cierra tus ventas como los referentes de tu sector

Consentimiento

¡Enhorabuena, ya estás apuntado!